Patrón de diseño

  Es admirable con cuánto ahínco se resguarda la épica de algunos negocios que, fuera de folclorismos, cosmopolitismos, urbanismos, iniciativas locales sustentables y demás –ismos y acrobacias conceptuales, no dejan de ser vendimias valerosamente glorificadas por el ego de sus dueños: casi siempre pseudo-bohemios megalómanos sin otro talento que la acumulación de capital −talento envidiable, sin duda− y millas de aerolíneas –¿cuántas visitas a Bali, las Maldivas y Sayulita se Ver más …